La administración reunió ayer en Barbastro a más de 200 invitados para celebrar sus dos décadas prestando servicios a los municipios

 La Comarca de Somontano de Barbastro celebró ayer tarde en la plaza Julieta, en el complejo de San Julián de la ciudad del Vero, sus dos décadas de existencia en un acto emotivo en el que se homenajeó a sus dos ex presidentes, el fallecido Ricardo Calvo, último presidente de la Mancomunidad, y primero de la entidad comarcal (2002-2003), y Jaime Facerías, que ostento el cargo durante 16 años hasta 2019, cuando fue sustituido por Daniel Gracia. Además de a los mandatarios, la Comarca tuvo un recuerdo para todos los trabajadores que han pasado por la entidad y especialmente por los que se jubilaron a partir de 2019. A todos ellos se les entregó el logotipo de la Comarca, modelado por Somontano Social, centro especial de empleo creado por la Mancomunidad hace 24 años y que constituye uno de los grandes hitos de esta entidad.

Al acto, presentado por la técnico de Cultura y Patrimonio Nieves Juste, asistieron alcaldes, consejeros y ex consejeros de la Comarca, trabajadores y ex empleados, representación de otras entidades y asociaciones del ámbito económico y social de la Comarca.

El primer homenajeado fue el primer trabajador de la Mancomunidad y más tarde gerente de la Comarca de Somontano, Javier Sazatornil, quien repasó la historia de la creación del ente comarcal desde la aprobación por las Cortes de Aragón el 25 de marzo de 2002 de la Ley 4/2002. El primer Consejo Comarcal se constituyó en un lugar icónico y representativo para este territorio como el Monasterio del Pueyo el 17 de mayo. El sentimiento de identidad comarcal ha sido histórico en este territorio y de forma administrativa data de 1991 cuando se constituyó la Mancomunidad voluntaria de Municipios del Somontano, cuyo primer presidente fue Antonio Cosculluela, presenta también en el acto de ayer, junto a los diputados provinciales Antonio Comps y Maribel de Pablo y la diputada autonómica Carmen Sahún. La Comarca quedó constituida con 27 municipios y dos años después se sumarían Castejón del Puente y Peralta de Alcofea, por decisión municipal. “Las carencias de nuestros municipios eran tantas, que allí donde miraras había un tajo para mejorar la situación -recordó Javier Sazatornil-. Pero, la primera carencia que se solventó fue la soledad de municipios y alcaldes. Por primera vez en toda la historia de nuestro municipalismo, se sientan juntos representantes de 26 pequeños municipios, junto con los dos de Barbastro. Se miran, se presentan, …la mayor parte no se conocen entre sí. Están para abordar, juntos, problemas comunes. Ya no están solos … ¡Qué cambio!”.

El que fuera gerente de la Mancomuindad y de la Comarca subrayó como los tres grandes hitos de la entidad supramunicipal la creación en 1995 del Centro Integral del Somontano, hoy CEDER, del centro especial de empleo Somontano Social en 1998, donde trabajan más de 200 personas, el 90% con discapacidad, y el plan de rehabilitación de monumentos que le valió el premio Hispania Nostra, entregado por la S.M. la Reina Sofía. Todos estos hechos, y otros, como la constitución de todos los mandatos, quedaron reflejados en láminas que a modo de exposición itinerante recorrerán los 29 municipios.

Homenaje a los ex presidentes

Tras el recorrido plasmado por el ex gerente, que terminó con la entrega de un reconocimiento, llegó el homenaje a Ricardo Calvo, ex alcalde de Barbuñales, recibido por su viuda María Isabel Fuertes, en presencia de su familia. Después tomó la palabra su sucesor Jaime Facerías, ex alcalde de Estadilla, quien definió a Somontano como “la mejor Comarca que funciona de Aragón por su experiencia como Mancomunidad donde expresamos nuestra voluntad de unirnos”. Asimismo, recalcó el consenso de una administración “donde todos miramos por el bien de nuestros municipios sin importar el partido que los gobierna”. En este sentido elogió la “lealtad” con la que ha ejercido la oposición el PP y su portavoz en los últimos mandatos José Pedro Sierra en todos estos años de gobierno del PSOE.

Cerró el acto el presidente de la Comarca, Daniel Gracia, agradeciendo a sus antecesores el trabajo realizado durante estos 20 años y que han convertido a Somontano en una “de las comarcas de referencia en Aragón, porque aquí antes de que existiera una ley que nos dijera cómo tenemos que funcionar como Comarca, ya se venía haciendo. Y eso es fruto de muchas personas que están aquí y otros que desgraciadamente han fallecido”.

El presidente Gracia recalcó el buen momento que atraviesa la Comarca, “con un equilibrio presupuestario y buena situación económica gracias a los remanentes de otros mandatos que nos permiten estar siempre al lado de los ayuntamientos”. Asimismo, subrayó la “serenidad, consenso y sentido común” con que se ha trabajado y fruto de ello son la mayoría de consejos comarcales que han salido adelante por unanimidad. “Tengo que reconocer al resto de grupos políticos que pese las discrepancias se ha sabido llegar al acuerdo en la mayoría de los casos”, indicó al respecto.

De cara al presente y al futuro más inmediato el presidente comarcal enumeró los nuevos servicios que se han puesto en marcha este año como el de transporte adaptado, la realización del festival SOUNDMONTANO, los planes de sostenibilidad turística que se están desarrollando y la unificación de la imagen de todas las oficinas de turismo o la construcción de la Oficina Comarcal de Turismo en Alquézar pero sobre todo “el mantenimiento de todos los servicios y de todo el personal, mejorando su situación laboral, frente al aumento de costes que estamos viviendo fruto de la coyuntura actual. Vamos a intentar dejar los mejores mimbres para nuestros predecesores, igual que los que hemos recibido, porque aquí estamos de paso. Los que continuarán serán los trabajadores y la institución que hay que tratar de preservar por encima de todo”, señaló.

El propio presidente clausuró el acto con el reconocimiento de los trabajadores jubilados en 2019: las auxiliares del Servicio Social de Base Amalia Riverola y María José Pociello; los conductores del área de Servicios José María Monter y Antonio Buil; el capataz del conductor del área de Servicios, Antonio Arilla; Concepción Buil, del personal de limpieza de oficinas; y Manuel Larramona, trabajador social. Un gesto que marca un precedente ya que a partir de ahora la institución reconocerá a todos trabajadores jubilados con esta estatuilla, así como se hará lo mismo con los que se jubilaron con anterioridad.

Un ágape y el sonido de jazz de fondo pusieron el broche a una jornada para la historia del municipalismo.

We use cookies

Usamos cookies en nuestro sitio web. Algunas de ellas son esenciales para el funcionamiento del sitio, mientras que otras nos ayudan a mejorar el sitio web y también la experiencia del usuario (cookies de rastreo). Puedes decidir por ti mismo si quieres permitir el uso de las cookies. Ten en cuenta que si las rechazas, puede que no puedas usar todas las funcionalidades del sitio web.